Visita el Nueva York de Gossip Girl

Publicada en Junio 2017

Distintos medios internacionales han publicado la posibilidad de que Gossip Girl vuelva a dar dolores de cabeza al Upper East Side de Nueva York, eso sí, a través de la gran pantalla. Después de pasar cinco años, Warner Bross estaría negociando con algunos de los actores de la ficción.

Seguro que a Serena, Dan, Chuck, Nate o a Jenny les hubiese encantado buscar vuelos por WhatsApp o Facebook Messenger con correYvuelaComo somos muy fans de la serie, queremos rememorar contigo los cinco míticos escenarios de Gossip Girl.

Estación Central de Nueva York

En el primer capítulo de la serie, vemos como Serena llega sujetando una maleta con su mano derecha. La Estación Central, que está en el Midtown de Manhattan, fue construida en 1913 y es considerada una de las estaciones más grandes del mundo, ya que tiene 48 andenes y 75 vías. ¡Suerte que Serena no se cayó por las escaleras!

Hotel Empire

El Hotel Empire, de Chuck Bass, no es una invención de la serie sino que existe y puedes quedarte a dormir en él. En muchos episodios apareció la fachada, pero si te hospedas en el Empire también reconocerás los escenarios de la serie, ya que también se grabaron en el mismo hotel, situado en el 44 de West 63rd Street.

MET

El Museo Metropolitano de Arte de Nueva York es uno de los escenarios más míticos de Gossip Girl. Seguro que recuerdas a Blair o Serena sentadas en estas escaleras una vez terminaban las clases en el Constance Billard School of Girls. Sé un cultureta y anímate a disfrutar de las obras de uno de los museos de arte más grande de Estados Unidos.

Central Park

El parque más mítico de Nueva York y, de muchas películas, también fue el escenario de Gossip Girl. No solo recordamos cuando Blair daba de comer a los patos o patinó en la pista de hielo, sino que una de las escenas más míticas fue la boda con Chuck que se celebró exactamente bajo los arcos de la Bethesda Terrace.

Brooklyn

Dan Humphrey no tenía la suerte de vivir en el Upper East Side, pero podía disfrutar de Brooklyn. Humphrey vivía con su familia en el 455 de Water Street, uno de los distritos más modernos y alternativos de la ciudad de Nueva York. ¡Esto sí que es la magia del cine!